Montevideo Decide

Volver

Organizar el transporte público de pasajeros

A Alba Sanjurjo  •  23/03/2018  •    Sin comentarios  • 

Durante el verano es normal que bajen las frecuencias de las líneas de ómnibus, ya que la mayoría de la gente está de vacaciones y no hay clases, y se entiende que las compañias aprovechan la baja para dar licencia a sus trabajadores. Pero un gran número de personas sigue yendo a trabajar y necesitan que se cumplan los horarios para poder llegar a su trabajo en hora. He constatado por ejemplo que la línea 188 de Cutcsa en verano quitó varias frecuencias en las horas de la mañana cuando hay que llegar a trabajar, esperar entre media hora y 40 minutos y en ese lapso de tiempo en la misma parada de Bulevar Artigas y Yaguarí pasar 10 buses de la línea 181 a Paso Molino, habiendo a veces en la parada 3, todos casi vacíos. Por lo que asumimos que tienen buses y choferes para poder asignarlos a otros recorridos y mantener las frecuencias, sin dejar de a pie a nadie.

Comentarios (0)


Necesitas iniciar sesión o registrarte para comentar.